lunes, 21 de julio de 2014

Catalunya va por F-16s

Proponen adquirir doce F-16 para una futura Fuerza Aérea de Cataluña
A. G / BARCELONA


La Sociedad de Estudios Militares (SEM) acaba de publicar su informe de cómo debería ser la fuerza aérea de una Cataluña independiente

ABC
La presidenta de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), Carme Forcadell durante un acto político
De los autores de la Armada catalana llega ahora la Fuerza Área de la Cataluña independiente. La Sociedad de Estudios Militares (SEM), que cobró popularidad hace pocas semanas tras hacerse público un estudio en el que detallaba cómo debía ser la división naval del futuro de un ejército catalán, acaba de dar a conocer su diseño para la Fuerza Aérea, para la que proponen la adquisición de doce cazas F-16 para formar un «escuadrón de ataque».

Actualmente, la SEM, tras el revuelo causado tras su primer informe, decidió desvincularse de la Asamblea Nacional Catalana (ANC), en la que se integraba como una de sus sectoriales, para , aseguró, no perjudicar a la entidad. Pese a ello, anunció que seguiría adelante con sus informes. Según sus estimaciones, y en el plazo de quince años, Cataluña debería ser capaz de dotarse de una Fuerza Áerea operativa, integrada por unos 1.600 efectivos e incluida en la OTAN.

En una primera fase, la SEM propone que para evitar redundancias, las fuerza áerea catalana asuma el control de los medios áereos de emergencias, rescate y extinción de incendios, lo que seriviría como «entrenamiento para pilotos, tripulacioens y personal de tierra en tiempos de paz». En paralelo, se propone la creación de una Academia de Aviación de Cataluña, lo que hará que en una fase inicial sea necesario «enviar personal a formarse en el extranjero». No especifican el país.

Base en Alguaire (Lérida)

La creación de un escuadrón de helicópteros polivalentes de 24 unidades, así como de una unidad de cinco aviones de transporte, capaces de llevar «un batallón de infantería ligera», son otras de las propuestas de la SEM. Al igual que con la Fuerza Naval, los analistas describen todo un conjunto de situaciones en las que sería necesario el desplazamiento de unidades. En estos casos, como también con de los doce F-16 que se sugiere adquirir —dos de ellos biplazas, para entrenamiento—, no se señala su coste. Tampoco lo que costaría la adquisición del armamento para dotar a estas naves.

El coste económico de la Fuerza Aérea si se tiene en cuenta cuando se sugiere el lugar donde instalar su cuartel central, el Aeropuerto de Alguaire (Lérida), una infraestrcutura ahora prácticamente desaprovechada por la escasez de vuelos. Para la SEM, un modo de ahorro para la futura «air force» catalana.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada