jueves, 16 de julio de 2015

Sigue la colaboración británica con su eterno aliado: Chile

Los desafíos estratégicos de la Armada de Chile y los acuerdos con Reino Unido


El Subsecretario de Defensa de Chile, Marcos Robledo, y la Ministra para las Fuerzas Armadas del Reino Unido, Penny Mordaunt, presidieron la decimotercera reunión bilateral de Cooperación en Materias de Defensa entre Chile y el Reino Unido desarrollada en Londres a principios de julio, durante la cual se revisó el estado de la relación entre ambos Ministerios, los planes de cooperación vigentes y la propuesta de actividades de cooperación para el periodo 2015-2016, además de mantener conversaciones sobre operaciones de paz, ciberseguridad y los últimos acontecimientos en Europa y Medio Oriente.


Las cuestiones abordadas por Robledo en Londres durante su estadía dan cuenta de los desafíos estratégicos que enfrenta Chile y específicamente su Armada. En efecto, la marina es la institución que posee el material de origen británico de mayor significación para sus capacidades bélicas. Una fragata Tipo 22 y tres fragatas Tipo 23 son los buques de mayor poder ofensivo y tamaño que operan con bandera chilena. En particular, las Tipo 23 requieren reemplazar sus misiles Sea Wolf y también realizar algún tipo de trabajos mayores, al menos en el área de propulsión, y la solución para esto podría estar relacionada con las decisiones del gobierno Británico respecto al futuro de sus propias fragatas Tipo 23. En principio, y de acuerdo al "The Strategic Defence and Security Review" de 2010, estas operarán hasta el año 2020, fecha en que empezarían a ser reemplazadas por las nuevas Tipo 26.

Parece ser un proceso delicado equilibrar los requerimientos de la Armada con la declarada política latinoamericanista del gobierno, que debe de algún modo hacerse cargo, por ejemplo, del permanente reclamo de soberanía sobre las Islas Malvinas por parte de Argentina. Resulta evidente que parte de ese equilibrio es la realización de la reunión interministerial de defensa y simultáneamente la reafirmación de una política regional que no puede no tomar en cuenta una situación como la de Malvinas.

El Subsecretario Robledo impartió en Londres una conferencia organizada por Canning House, el principal foro del Reino Unido para el análisis de la política, la economía y los negocios de América Hispana. En su exposición titulada “Chile y el aporte de la Defensa en la Cooperación para la Seguridad Internacional. Una perspectiva desde el Regionalismo Latinoamericano”, el Subsecretario subrayó que América Latina -y América del Sur en particular- constituyen una zona de paz y añadió que “el regionalismo latinoamericano ha dado pasos importantes en años recientes, con la creación de la Comunidad de Estados Latinoamericanos y Caribeños, el nacimiento y rápido desarrollo de la Alianza del Pacífico y –muy especialmente para el ámbito de la seguridad- con la creación de la Unión de Naciones Suramericanas (UNASUR), cuyo Consejo de Defensa Suramericano (CDS), constituye una herramienta central para seguir avanzando en la seguridad regional y contribuir a la paz internacional”.

"Iniciativas como la creación del Centro de Estudios Estratégicos de Defensa (CEED) en Buenos Aires o la Escuela Suramericana de Defensa (ESUDE) en Quito, son un ejemplo en esa dirección y un aporte concreto para la aspiración de construir un pensamiento estratégico regional”, destacó. (Por Roberto Sandoval; defensa.com)

Nuestro Mar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada