viernes, 24 de junio de 2016

España y los composites

Composites españoles

España tiene la tercera industria composites (los nuevos materiales compuestos) de Europa, solo detrás de Alemania y Francia. Todo empezó con CASA, integrada en Airbus y que en su día, cuando era pública, adoptó la decisión de apostar por esos materiales. Pero si CASA fue el principio, lo importante es que el sector actualmente es casi totalmente privado, con una lista de empresas casi infinita, que han ido surgiendo en las últimas dos décadas. Algunas de nuestras empresas han logrado alzarse a la condición de suministradoras de sistemas para los grupos aeronáuticos en la categoría Tier 1 (máxima integración), el caso de Aernnova, Aciturri, Indra y Alestis, que trabajan para Boeing, Airbus, Embraer, Alenia, Bombardier o Sikorsky. Esto, además de empresas como M Torres o Sener, especializadas en el diseño y fabricación de maquinaria para el sector. Muchas de ellas, si bien empezaron como proveedoras de piezas con tecnología transferida por Airbus, desarrollan ahora sus propios sistemas. “Empresas que antes se limitaban a producir una pieza y ahora diseñan el elemento estructural, el utillaje de producción, elaboran la documentación y fabrican y certifican el conjunto completo antes de su entrega”, explican en INTA (Instituto Nacional de Técnica Aeroespacial).

Se trata de firmas muy sólidas, de dimensión media o grande, “que han tenido que capacitarse, hacer enormes inversiones en I+D y en la ampliación de las instalaciones, además de que ahora van como partners de los constructores y no cobran hasta que se venden los aviones”, apuntan en SENER.

Emprendedores

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada