domingo, 3 de julio de 2016

Vuelven a desfilar las bandas militares luego del régimen K

Vuelven a desfilar los militares en la calle
Habrá un recorrido de bandas musicales de las FF.AA.
Mariano De Vedia | LA NACION





Por primera vez después de 16 años, efectivos militares desfilarán por las calles porteñas ante el presidente de la Nación. Será el domingo 10 de julio, como parte de los festejos por el Bicentenario de la Independencia y con el ánimo de afianzar la reconciliación entre las Fuerzas Armadas y la comunidad.


La novedad principal es que el desfile reunirá, a partir de las 11, a bandas musicales de las fuerzas armadas de nueve países, que se sumarán a la fiesta patria. Unos 6000 efectivos recorrerán la Avenida del Libertador, entre Sánchez de Bustamante y la avenida Dorrego, para terminar con una exhibición en la cancha del Campo Argentino de Polo.

El presidente Mauricio Macri encabezará el acto en el palco, acompañado por jefes de Estado y de gobierno de distintos países, lo que no ocurría desde agosto del año 2000, cuando Fernando de la Rúa presidió el desfile militar, en las celebraciones por los 150 años de la muerte del general San Martín.

En los festejos del Bicentenario de 2010 hubo un desfile militar, pero estuvo ausente la entonces presidenta Cristina Kirchner. El palco se ubicó en Avenida de Mayo y 9 de Julio y concurrieron los entonces jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, y ministra de Defensa, Nilda Garré.

Bandas musicales

Esta vez la novedad del desfile será la música. La iniciativa partió del Ministerio de Defensa y el Gobierno ya tiene confirmada la participación de bandas militares de Uruguay, Brasil, Perú, Chile, Estados Unidos, Francia, España e Italia. Podrían sumarse delegaciones de otros países, incluso del continente africano.

Cada banda militar presentará un repertorio representativo de la música de su país y participará sobre el final de un carrusel, en el que todas las formaciones se desplazarán sobre el campo de la cancha de polo, formando figuras y cruzándose entre sí.

"No habrá una exhibición de material bélico. Habrá bandas militares y efectivos con sus vestimentas típicas", explicó a LA NACION una fuente del Ministerio de Defensa.

Las formaciones extranjeras se compondrán exclusivamente de integrantes de bandas militares, por lo que no será necesario solicitar en el Congreso autorización para el ingreso de tropas de otros países, se indicó en la cartera que conduce el radical Julio Martínez. "No vienen con armamento ni para realizar ejercicios militares", se explicó.

La banda representativa de nuestro país estará formada por una selección de integrantes de las principales formaciones musicales de las Fuerzas Armadas. Se destacan, especialmente, las bandas del Regimiento Patricios, del Colegio Militar, de la Armada y de la Fanfarria Alto Perú del Regimiento de Granaderos a Caballo, entre otras unidades.

Macri retomará, así, una tradición enraizada con los tiempos de la organización nacional, que se extendió durante el siglo XX: en 1916, al celebrarse el primer Centenario de la Independencia, el entonces presidente Victorino de la Plaza encabezó un desfile militar en la ciudad.

Las bandas extranjeras comenzarán a llegar al país el jueves 7 de julio y la intención es que en la medianoche del 8 al 9 de Julio, en el primer minuto del Día de la Independencia, se junten las formaciones para tocar el Himno en un lugar de la ciudad de Buenos Aires por determinar.

El sábado 9, mientras se desarrollen en Tucumán los actos centrales por el Bicentenario, las bandas ofrecerán su repertorio en lugares históricos y plazas de la ciudad de Buenos Aires. Los músicos militares que llegarán de Italia, por ejemplo, ofrecerán una actuación en La Boca con sus vestimentas clásicas, mientras que es posible que la banda militar de Francia toque en la Recoleta o en Palermo, según el programa que aún no terminó de definirse.

El domingo 10 será el desfile por la Avenida del Libertador, que se extenderá durante tres horas. A las 14 se espera el ingreso al Campo Argentino de Polo para la exhibición conjunta, en un programa que es habitual en países de Europa, pero no tan frecuente en estas latitudes, señalaron a LA NACION en el Ministerio de Defensa. En el segundo semestre, las Fuerzas Armadas avanzarán en la preparación de otro festejo: el bicentenario del Cruce de los Andes, en febrero de 2017, con la recreación en la propia Cordillera del recorrido del Libertador San Martín.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada